Húmicos Extracto 15-15,2%.leonard 15 Herogra

Extracto húmico 15-15,2%. sl » son muchas las enmiendas húmicas líquidas o concentrados de ácidos húmicos de esta riqueza. pueden proceder de materia orgánica debidamente seleccionada y tratada o únicamente de leonardita, pasando por diversas mezclas de materias orgánicas o estar enriquecidas con diversas sustancias y nutrientes. su empleo mejora las características fisicoquímicas del suelo y favorece la vida microbiana. en conjunto, las plantas desarrollan mejor el sistema radical y disponen de más nutrientes en forma asimilable. en general son productos para ser aplicados al suelo: unos en pulverización antes de un riego y otros, la mayoría, diluidos en el agua de riego; pero también los hay que pueden ser aplicados por vía foliar. se aconseja su aplicación antes de la siembra o plantación y durante el primer tercio o primera mitad del cultivo. las dosis varían con las características del suelo y cultivo y, en su caso, con la riqueza en nutrientes del formulado.dosis orientativas: riego a manta, 2-3 aportaciones de 30-40 l/ha y aportación hasta completar 60-120 l/ha y ciclo biológico; riego de cobertura total (aspersión, pivot), 3-4 aportaciones de 20-25 l/ha hasta completar 50-100 l/ha y ciclo biológico; riego localizado, 4-7 aportaciones de 5-15 l/ha hasta totalizar 20-45 l/ha y ciclo biológico. dosis por cultivo y año: alfalfa, 45-65 l/ha, después de cada corte; césped, 150-200 l/ha, a lo largo de todo el año; cítricos, 45-60 l/ha, en las brotaciones de primavera y verano, en prefloración, al cuajado y al inicio del engorde del fruto; florales, 80-1.200 l/ha, al principio del cultivo y en prefloración; fresa, 75-130 l/ha, el 40% en el abonado de fondo y el resto, a lo largo del cultivo; frutales de hueso y frutales de pepita, 30-90 l/ha, en prefloración y al cuajado y engorde del fruto; frutales subtropicales/tropicales, 60-90 l/ha, desde prefloración hasta el comienzo del engorde del fruto; hortícolas en invernadero, 60-100 l/ha, en presiembra o pretrasplante y a lo largo del cultivo; hortícolas al aire libre, 50-80 l/ha en presiembra o pretrasplante y a lo largo del cultivo; maíz, 45-65 l/ha, desde el comienzo del cultivo hasta el comienzo de la formación de las primeras mazorcas; olivo, 25-35 l/ha, en primavera y al endurecimiento del hueso; parral de vid y vid, 25-75 l/ha, antes de la brotación, en pre y postfloración y al comienzo del envero; platanera, 25-40 l/fanegada, a partir del nacimiento del hijo; tabaco, 50-60 l/ha, en pretrasplante o al trasplante y durante los primeros riegos. las dosis anteriores deben ajustarse en cada caso particular y repartirse entre 2-7 riegos según los casos. cuando se aplica en riego localizado, son normales gastos entre 7,5-12,5 cc/pie y riego y 20-35 cc/pie y riego en el caso de arbustos, florales, pequeños frutales y vides, según desarrollo de las plantas y necesidades, hasta consumos de 25-60 cc/pie y riego en cítricos y frutales en producción que pueden llegar a 100-300 cc/pie en los de gran tamaño y elevada producción. dosis en pulverización: 150-300 cc/hl (100 l de agua), que pueden aumentarse hasta 500 cc/hl (100 l de agua) bajo asistencia técnica. también suelen emplearse como enraizantes, para lo cual se prepara un caldo a razón de 0,5-1 l/hl y se sumergen en él los esquejes, zarpas, plantones, etc. cuando se utilizan como fuente de materia orgánica, es decir, casi como sustitución del estiércol, se aplican a toda la superficie, y la dosis puede alcanzar hasta 10 veces la recomendada anteriormente; en estos casos se suelen aplicar a la salida del invierno y al comienzo del cultivo. no mezclar con aceites de petróleo, nitrato cálcico ni con productos de ph ácido (< 7) ni con herbicidas incompatibles con la materia orgánica. muchos de los productos que siguen son cáusticos por lo que deben manejarse con las debidas precauciones.

2,10 € / l (IVA incl.)